El Centro de Acogida de animales de La Rioja permanece sin veterinarios durante varios días

El llamado ”centro de acogida de animales de La Rioja”, o para que nos entendamos la perrera, ha estado 8 días sin veterinario según informan desde la Coordinadora por el Sacrificio Cero porque los dos que estaban contratados han presentado su renuncia.

Ausencia de veterinarios

El pasado 11 de octubre la Coordinadora informaba en sus redes sociales de  que ”ha tenido conocimiento de que desde el 29 de septiembre hasta el 9 de octubre no ha habido veterinarios ni asistencia veterinaria en la perrera. Por ello no se han podido sacar animales del centro, ya que deben ser vacunados de la rabia y chipados por un veterinario. Tampoco se han dado citas para ver a los animales del centro por este mismo motivo.

Aún así, se sabe que el jueves 5 fue un veterinario de fuera y sacrificó, al menos, a 20 animales que estaban allí y ya no están. Estos animales no estaban publicados en la web de la perrera, que lleva 2 semanas estropeada. La matanza ha sido indiscriminada.

Desde ayer va un veterinario de 16:00 a 18:00, tiempo insuficiente para poner al día semejante retraso y, de hecho, con el puente de esta semana, los animales volverán a estar 4 días sin asistencia veterinaria.”

Según el concejal de medioambiente Jesús Ruiz Tudor han sido únicamente dos días y medio, pero también afirma que ”la repercusión durante estos días ha sido mínima, se han seguido recibiendo animales y se les ha seguido atendiendo” cuando nos informan que han sido sacrificados numerosos perros por no disfrutar de la atención necesaria y que, según el contrato firmado entre el ayuntamiento y el centro, debería prestarse.

Así mismo, niega que los 13 veterinarios que han rechazado el puesto lo hayan hecho por negativa a realizar sacrificio de animales afirmando que ”En la perrera se controla la población canina y esto implica, por ejemplo, la práctica de la eutanasia cuando los animales son mayores. Es su trabajo.”.

Ante esta última afirmación cabe destacar que no se sacrifican, como dice el Señor Ruiz Tudor, los animales que son mayores sino que también se toma esta medida en función del tiempo que lleven, la ocupación de la perrera y la procedencia del animal pudiendo diferenciar tres circunstancias:

  • Abandonado: Animales que tienen chip o tatuaje pero son encontrados circulando solos y sin denuncia de desaparición. Pueden ser sacrificados tras 15 días
  • Vagabundo: Animales que aparecen circulando solos y sin chip ni forma de identificarlos. Pueden ser sacrificados tras 8 días
  • Cedido: Su propietario rechaza su custodia. Pueden ser sacrificados tras 24 horas

Os dejamos además los datos que hemos obtenido a través de diferentes publicaciones de medios de comunicación sobre los datos de sacrificios en la perrera:

En La Rioja se lleva pidiendo desde hace tiempo una ordenanza de protección oficial que permita implantar un sistema que garantice el Sacrificio Cero pero, hasta el momento, solo se han dado largas por parte del ayuntamiento. Si quieres echar una mano, ayúdanos a difundir lo que ocurre en La Rioja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *