Zenifel, el nuevo difusor de Virbac que ayuda a reducir el estrés felino

Los gatos son animales muy sensibles para los que cualquier cambio en su entorno, por muy ligero que sea, puede suponer una situación de estrés. En ocasiones, si no prevenimos este sentimiento de ansiedad o estrés, puede derivar en problemas de comportamiento mayores.

¿Cómo funciona Zenifel?

Nuestros compañeros felinos son animales muy territoriales que dejan diferentes señales para comunicarse entre las que destacan las olfativas basadas en la emisión de feromonas con diferentes partes de su cuerpo (mejillas, orejas, frente, labios, etc).

Cuando nuestro gato esta relajado, emplea el marcaje facial para señalar aquellas zonas o individuos que considera de su ”familia”. Es posible que hayas notado que tu gato restriega su cara y su lomo por tus piernas y por ciertas zonas de la casa, esto se observa también dentro de las colonias callejeras y les permite crear un ”olor común”.

Zenifel imita estas feromonas faciales lanzando una señal de calma a nuestro gato. Podemos resumirlo como un cartel que le dice ”Tranquilo, este es un territorio seguro”.

¿Cómo emplear Zenifel?


Zenifel es un difusor que debemos colocar en un enchufe de casa en posición vertical. Nos durará 6 semanas si lo utilizamos de forma continua y, transcurrido ese tiempo, debemos sustituirlo.

Lo ideal es que lo dejemos funcionando de forma continua previamente a la situación estresante, durante la misma y un tiempo después. Si nuestro gato se va a ausentar de casa una semana o más, podemos desconectarlo y guardarlo en posición vertical y debemos volver a colocarlo 24 horas antes de su llegada.

Debes recordar también que Zenifel es una ayuda extra para evitar el estrés felino, pero es importante trabajar también sobre la causa y el entorno siempre que sea posible. Por ejemplo, mantener un lugar en casa que sirva de refugio a nuestro gato le servirá para sentirse seguro ante visitas, cambios de mobiliario, etc.

Nuestra experiencia con Zenifel


En algunos momentos puntuales, como en la llegada de Link o en la operación de cadera de Zelda, hemos utilizado previamente difusores con feromonas faciales pero en el caso de Zelda parecían no hacer efecto.

Ante los cambios que se avecinan con la llegada del bebe y lo que ello supone (cambios en casa, visitas…) notamos que Zelda comenzaba a estresarse porque realizo marcaje con orina en una de sus camas y llevaba muy mal las visitas, por lo que empecé a investigar de nuevo productos que le ayudasen a sentirse más tranquila en casa.

Recientemente conocimos Zenifel y decidimos probar tras comprobar que el producto está más concentrado y su duración en el tiempo es mayor. Los cambios en los gatos son muy sutiles, pero si que puedo decir que en esta ocasión, tras varias semanas de prueba, veo mejores resultados que con los productos anteriores.

Por una parte, pese a que cuando viene alguien a casa ella se refugia en su rincón seguro, lo hace de forma mucho más tranquila y en cuanto la gente se va ella vuelve a la normalidad mientras que antes le costaba horas volver a salir y lo hacía con inseguridad. Por otra parte, no hemos vuelto a sufrir episodios de marcaje con orina.

¿Has probado algún producto de este tipo? Te animamos a que nos dejes tu experiencia en los comentarios para poder ayudar a otros propietarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *